Como Freelancer necesitas ser realmente proactivo con el tema de la jubilación. Ahorrar para el retiro supone que seas cuidadoso y astuto en el manejo de tu dinero. Te damos algunas claves que te permitirán iniciar tu ahorro exclusivo para la jubilación. 

1. No pospongas tu ahorro para el retiro

Puede que tu negocio esté apenas comenzando a despegar y creas que no puedes ahorrar ni un peso para tu retiro. Sin embargo, así ahorres un mínimo del 10% de tus ingresos (o menos, dependiendo de tu presupuesto) te lo agradecerás el día de mañana, porque esa cantidad acumulada con el tiempo y en un instrumento que le de rendimientos sobre la inflación, hará una buena diferencia en tu retiro. Siempre podrás complementar con otras ideas en el futuro. 

Inicia un ahorro enfocado para tu vejez. No basta ahorrar por ahorrar, tienes que poner la intención de que este dinero es exclusivo para el retiro, si dejas pasar mucho el tiempo, para cuando te decidas podrías haber perdido tiempo y dinero muy valioso.

2. Si de pronto te quedarás sin todos tus clientes, ¿cuánto dinero tienes de backup?

Ok, este apocalipsis de quedarte sin clientes a la vez es un poco extremo, pero la pregunta es precisa ¿Cuánto tienes de colchón? : Lo recomendable es que tengas entre 4 y 6 meses de ingresos ahorrados, porque todo puede suceder.

Este respaldo te permite contratar algún plan de ahorro para el retiro con mayor tranquilidad, ya que sabes que podrás cumplir con las respectivas aportaciones o pagos, en caso de que todos tus clientes desaparezcan o se atrasen en sus pagos. ;)

Si necesitas usar este backup, no olvides reponerlo cuando tus ingresos hayan regresado.

3. Ahorrar para el retiro e invertir para ti, no es una carga

Existe una idea generalizada del “no me queda nada para ahorrar” o “no me alcanza”. Pero muchas veces la realidad es que nos cuesta trabajo comprender, que este dinero aunque no usado en el presente, es una inversión hacia nuestro propio futuro.

Además, solemos creer que en el presente debemos de consumir y satisfacer todos nuestros deseos, en ocasiones, sin cuestionarlos. Un deseo universal también es estar estables financieramente durante toda nuestra vida, no sólo de jóvenes, pero como no presenta una recompensa inmediata, es más difícil ponerle empeño a largo plazo.

No permitas que la inacción merme tu ahorro para tu vejez.

4. Reevalúa tus presupuestos

los gastos hormigas, las compras de impulso, el cómo usas tus créditos, y otros gastos adicionales. Te darás cuenta que sí hay forma de ahorrar un poco si haces compras sabias.

Ayúdate a forjar una mentalidad que te permita dos cosas:

  • Establecerte metas a largo plazo y tener estrategias para cumplirlas. Sobre ahorro, salud, carrera, etcétera.
  • Infórmate siempre sobre cuáles son tus opciones. La alternativa más popular no siempre es la mejor. Nutre tu propio criterio.

5. No ahorres pensando sólo en tus ingresos del presente

Ahorrar para el retiro es una maratón, y es conveniente hacer un ejercicio de imaginación y reflexión usando como punto de partida un escenario de vida que contemple los años por venir. Es decir, que si ahora puedes ahorrar cómodamente un 25% de tu salario ¿Podrás seguir con ese ritmo en los siguientes años? ¿Qué tal en los últimos 5 años antes de retirarte?

Sin aún no tienes hijos, considera que probablemente en el futuro sí querras formar una familia y eso implica un cambio total de paradigma financiero, puede suceder que tu situación sea ayudar económicamente a tus padres o algún hermano.

Bueno, la idea es simple, ahorra desde hoy considerando tus siguientes años y siendo precavido en la capacidad de pago, para que cumplas con tu objetivo.

6. Ahorrar para el retiro, no es lo mismo que sólo ahorrar

Desafortunadamente, en nuestro país no tenemos una educación y cultura financiera inculcada desde pequeños, por lo que llegar a la vida adulta y comenzar a plantearte ciertas ideas puede sacarte de balance.

A veces, creemos que todos los mecanismos de ahorro son iguales, y que lo conveniente es abrir una cuenta de banco, aportar lo que nos vaya sobrando sin tener claro el objetivo.

Muchas cuentas bancarias no superan la inflación lo que significa que tu dinero irá perdiendo valor. 

Si ahorras sin un objetivo claro verás que rara vez “te sobra”, y en el momento menos esperado sacarás lo poco o mucho que tengas para comprar otras cosas como el auto, la casa, el viaje, lo que sea que te llene el ojo.

Por supuesto que llegar a viejos no es nuestro pensamiento más recurrente, pero es un asunto inevitable. Reflexiona sobre tus conocidos y familiares: ¿cuántos de ellos están cerca de la jubilación y rascándose la cabeza pensando en que más hacer, o cuántos de ellos dependen de alguién más, como sus hijos?

¿Recuerdas la fábula de la liebre y la tortuga? bueno, es perfecta para este tipo de ahorro. Es más astuto ir cautelosos con el ahorro, un pasito a la vez, que casi ni se sienta en el presente. Verás que lo más complicado habrá sido forjar la mentalidad de ahorrador a largo plazo, y no el dinero per se.

7. Ser Freelancer y ahorrar para el retiro no es igual que ser empleado y monitorear tu Afore

Sea cual sea tu estrategia: abrir una cuenta de Afore, invertir o contratar un seguro de retiro, los retos a los que te enfrentas como Freelancer son diferentes a los de un empleado en promedio.

La clave ganadora para dar la cara a tus propios obstáculos financieros es planear.

Tener una guía sólida que incluya: tu colchón de ahorro para emergencias, diversificar en pequeñas inversiones como instrumentos de liquidez corta, y otro de estrategia a largo plazo para la jubilación.

Esto te dará la maestría de enfrentar situaciones duras donde los ingresos varíen sin tener la preocupación de cómo sacar las cuentas de fin de mes y cumplir con tu plan de ahorro.

Ahorrar no es un esfuerzo, es un hábito

Ahorrar no sólo para el retiro como hemos venido promulgando, sino para tus objetivos de carrera será más alcanzable si es constante en tu vida; quizá quieres emprender un nuevo proyecto de negocio o una compra muy importante.

Al ahorrar a largo plazo sabes que eres capaz de conseguir lo que te propongas

Llevar un control de tus ingresos y egresos, será parte de tu autonomía y rutina. De todos modos como buen Freelancer, tienes que hacerlo. Ahorrar es un músculo mental más que económico. Fortalécelo.

Si tienes más dudas respecto al tema por favor contáctanos.
Estaremos encantados de ayudarte a saber más de tu retiro, la jubilación y el Seguro de retiro que ofrecemos.

Tu puedes construir el retiro que mereces
Tu puedes construir el retiro que mereces